jueves, 5 de febrero de 2015

Justo y necesario

Subo al #SubteB en una corrida por unas llaves y un par de libros. Quiero llegar a destino, pero las estaciones se toman su tiempo...
En eso, a mi lado, la palabra justa me invita a detenerme.

"Sólo obtienes algo de los libros si eres capaz de poner algo tuyo en lo que estás leyendo. Quiero decir que sólo si te aproximas al libro con el ánimo dispuesto a herir y ser herido en el duelo de la lectura, a polemizar, a convencer y ser convencido, y luego una vez enriquecido con lo que has aprendido, a emplearlo en construir algo en la vida o en el trabajo."

La mujer justa,  de Sándor Márai

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada